Pollo alla cacciatora, un placer de la cocina italiana

Pollo alla cacciatora, un placer de la cocina italiana.

Pollo alla cacciatora, un placer de la cocina italiana

La cocina italiana es una sinfonía de sabores, aromas y tradiciones. Entre sus platos más emblemáticos se encuentra el pollo alla cacciatora, una receta rica en historia y sabor, cuyo nombre significa “pollo al estilo del cazador” y evoca la rusticidad de las comidas preparadas en el campo con ingredientes simples pero llenos de sabor. Te invitamos a descubrir cómo preparar este delicioso manjar en la comodidad de tu hogar.

Historia del pollo alla cacciatora

La receta de pollo alla cacciatora tiene sus raíces en la rica tradición culinaria de Italia, en concreto en la región de la Toscana y otras zonas rurales del país. Su nombre, que significa “pollo al estilo del cazador”, sugiere su origen vinculado a la cocina de campo y a la práctica de la caza.

La historia de esta receta se remonta a tiempos antiguos, cuando los cazadores italianos preparaban sus alimentos con ingredientes simples y disponibles en su entorno. La versión original se cocinaba en grandes ollas de hierro sobre fogatas al aire libre con aves de caza, como pollo de corral, conejo o perdiz, y se cocinaba con hierbas y vegetales frescos que podían encontrarse en el campo.

Con el tiempo, la receta se fue adaptando a los ingredientes más comunes en la cocina italiana, como el tomate, el vino y las hierbas aromáticas. Esta evolución enriqueció aún más el sabor del plato, convirtiéndolo en un clásico de la gastronomía italiana que traspasó las fronteras regionales y se popularizó en todo el mundo.

De hecho, en 2002, la región de la Toscana otorgó al Pollo alla Cacciatora el estatus de “Plato Típico Regional”, reconociendo su importancia cultural y gastronómica en la tradición culinaria italiana.

Receta de pollo alla cacciatora

Ingredientes de la receta

  • 1 pollo entero, cortado en porciones
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • 1 cebolla grande, picada
  • 2 dientes de ajo, picados
  • 200g de champiñones, cortados en rodajas
  • 1 zanahoria, cortada en rodajas finas
  • 1 pimiento rojo, cortado en tiras
  • 1 lata (400g) de tomates pelados, triturados
  • 1 taza de caldo de pollo
  • 1/2 taza de vino tinto. Los italianos suelen disfrutarlo con un vino tinto de cuerpo medio como Chianti o Barbera, pero también puedes acompañarlo con un vino blanco fresco si lo prefieres.
  • 2 ramitas de romero fresco
  • 2 hojas de laurel
  • Sal y pimienta al gusto
  • Perejil fresco picado, para decorar

Elaboración del pollo alla cacciatora

  1. En una sartén grande o una olla a fuego medio, calienta el aceite de oliva. Agrega las piezas de pollo y dóralas por todos lados. Retira y reserva.
  2. En la misma sartén, agrega la cebolla y el ajo picados. Sofríelos hasta que estén dorados.
  3. Incorpora los champiñones, la zanahoria y el pimiento rojo. Cocina por unos minutos hasta que las verduras estén tiernas.
  4. Añade el pollo dorado a la sartén. Vierte el vino tinto y deja que se reduzca ligeramente, raspando el fondo para soltar los sabores.
  5. Agrega los tomates triturados, el caldo de pollo, el romero y las hojas de laurel. Mezcla bien todo y lleva a ebullición.
  6. Reduce a fuego bajo, tapa la sartén y cocina durante unos 30-40 minutos, o hasta que el pollo esté tierno y cocido por completo.
  7. Una vez listo, retira las hojas de laurel y el romero. Prueba y ajusta la sazón con sal y pimienta al gusto.
  8. Sirve el pollo alla cacciatora caliente, espolvoreado con perejil fresco picado para decorar.

Este exquisito plato lo puedes acompañar con pasta, arroz o una simple ensalada verde. Con su combinación de sabores robustos y su preparación sencilla, es perfecto para cualquier ocasión, desde una cena familiar hasta una comida especial con amigos. ¡Disfruta de esta deliciosa receta y déjate llevar por el encanto de la gastronomía italiana!

Sin comentarios

Lo sentimos, el formulario de comentarios está cerrado en estos momentos

Abrir chat